Gobierno inspeccionará 24 industrias que vierten al río

Drones para vigilancia de la Cuenca del Santa Lucía

Que la prioridad es brindar agua potable de excelente calidad, que no hubo negligencia por parte del gobierno anterior en el control de las industrias y que el Poder Ejecutivo cuenta con tecnología para realizar un monitoreo eficiente.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La reunión de ayer, en la que no participó Huidobro, duró más de una hora. Foto: Presidencia

Estos fueron los mensajes centrales que dio el gobierno ayer después de una extensa reunión del presidente Tabaré Vázquez con tres de sus ministros e instituciones vinculadas a la problemática.

La ministra de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, Eneida de León; la ministra de Industria, Carolina Cosse; y el ministro de Ganadería, Tabaré Aguerre, hicieron foco en conferencia de prensa en defender lo hecho y anunciar que los controles serán "estrictos".

La de ayer fue la segunda reunión desde que se puso en marcha el Plan de Acción para la Protección del Agua en la Cuenca del Santa Lucía.

Cosse aseguró que se visitarán 24 industrias en la cuenca para lograr mejoras en los procesos de tratamiento de efluentes y que se analiza con la Fuerza Aérea incorporar drones en el control de la cuenca.

De León, en tanto, fue la encargada de transmitir el mensaje del presidente para calmar los ánimos. "Tenemos la confianza de que estamos haciendo todas las acciones para que el agua que se va a recibir sea potable y de la mejor calidad", afirmó.

El martes en la Comisión de Defensa de Diputados, el ministro Eleuterio Fernández Huidobro, que fue el primero en alertar sobre la problemática del Santa Lucía, aseguró que si colapsa el río "sería un cuento de ficción, medio de terror".

Huidobro volvió a ser tajante y afirmó que todo lo que está diciendo la comisión interministerial ya fue escrito por la OEA y por el BID "hace añares" y que lo que falta es una respuesta. "Hay cosas que no se quieren oír y hay gente que no las quiere decir porque sabe que las consecuencias pueden ser feas, porque a los jefes no les gusta escuchar cuestiones que son problemáticas", dijo.

Según el ministro, la inexistencia de un "plan B" continúa siendo el principal problema.

"Es impensable que un conjunto poblacional como el de Montevideo y aledaños se abastezca de un solo lugar; ese sistema es de una fragilidad inimaginable (...) Uruguay ha estudiado cantidad de cosas de forma inmejorable, pero después ha encajonado prolijamente esos estudios", indicó.

El ministro dijo que en su opinión habría que colocar sensores a todos los cursos de agua de manera de tener un control "on line" y sistemático de cómo evolucionan los cursos de agua.

Defensa fue incorporada.


El ministro de Defensa, Eleuterio Fernández Huidobro, no había sido convocado a la comisión que creó el presidente Tabaré Vázquez para tratar la problemática del agua. Sin embargo, el ministro informó en el Parlamento que fue incorporado. Huidobro aseguró que en esta problemática "se ha condenado al mensajero".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)