Mayoría de la flota pesada carece de permisos para circular

Comuna canaria viola normas y no paga multas a Transporte

La Intendencia de Canelones no cumple con las normas del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) y no paga las multas impuestas por la cartera por el mal estado de los camiones municipales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Muchos camiones de la Intendencia canaria no son inspeccionados por Sucta

Según informes del Departamento de Coordinación Documental del Ministerio de Transporte elevados al director nacional de Transporte, Felipe Martín, la Intendencia de Canelones adeuda 5.150 Unidades Reajustables ($ 3.960.000) por 160 multas relacionadas con el tránsito, exceso de pesos y controles de carga. El 90% de las sanciones corresponde a camiones de la comuna canaria que circulan sin permisos de la Sociedad Uruguaya de Control Técnico de Automotores (Sucta). Se trata de una empresa privada concesionaria del Ministerio de Transporte para realizar la inspección técnica anual de vehículos de transporte de carga y pasajeros bajo la jurisdicción de la Dirección Nacional de Transporte. Cuenta con el respaldo del grupo suizo SGS S.A.

La gran mayoría de las multas emitidas por funcionarios del Ministerio de Transporte y Obras Públicas están sin notificar.

Muchas de ellas quedan sin efecto debido a que pasaron dos años desde su aplicación y, por tanto, prescribieron al no haber denuncia judicial de por medio. Apenas 11 multas fueron enviadas por la cartera a cobrar a través de la Justicia.

"Gran parte de la flota de la comuna canaria carece de permisos de circulación. Eso significa que la intendencia, un organismo del Estado, no cumple con las disposiciones del propio Estado", dijo el edil blanco Joselo Hernández.

El legislador comunal señaló que el Ministerio de Transporte no mide con la misma vara con los propietarios de camiones privados que no pagan las multas por circular sin habilitación de Sucta.

"Se los envía al Clearing y luego se intenta cobrar a través de la Justicia Civil", dijo.

El informe del Ministerio de Transporte, que fue elaborado a raíz de un pedido de informes del diputado blanco, Sebastián Andújar, señala que los camiones de la Intendencia de Canelones también recibieron multas porque sus choferes circulaban sin licencia de conducir, no portaban documentaciones, tenían las habilitaciones para circular con más de 60 días de vencidas y transportaban a personas que no eran funcionarios municipales.

El edil frenteamplista Juan Ripoll (Asamblea Uruguay) dijo a El País que ese tema no estaba en discusión en la Junta Departamental de Canelones.

Deuda millonaria.

La situación financiera de la Intendencia de Canelones sigue en el tapete. En la tarde de ayer, la Comisión N° 1 (Presupuesto) de la Junta Departamental ingresó la deuda de casi US$ 8 millones que mantiene la Intendencia de Canelones con el Banco de Seguros del Estado, según un informe de la institución estatal enviado al Parlamento.

"Éste documento demuestra que el ex intendente Marcos Carámbula y el actual Yamandú Orsi nos mintieron cuando en la pasada campaña electoral decían que la situación financiera de la Comuna Canaria estaba saneada, como además demuestra una falta de respeto hacia los contribuyentes del BSE ya que aunque la comuna canaria deba millones de US$ de igual manera se le estaría cubriendo el servicio a la intendencia" dijo el edil Hernández.

El 22 de octubre pasado, el Banco de Seguros del Estado respondió el pedido de informes que solicitó Hernández a través del diputado Andújar.

Según ese documento oficial, la Intendencia de Canelones le debe al BSE $ 54.122.369,80 por concepto de facturas que ya vencieron. Además la Comuna Canaria contrajo otra deuda con el BSE por $ 736.729, cuyas facturas aún no vencieron.

El edil frenteamplista Juan Ripoll (Asamblea Uruguay) rechazó las afirmaciones de Hernández al sostener que la deuda con el BSE fue "heredada" del gobierno del Partido Colorado. "Era casi imposible de pagar, Ahora Canelones tiene determinado oxígeno financiero", agregó.

El edil izquierdista dijo que el actual convenio a firmar por la comuna canaria sirve a todas las partes: el Banco de Seguros va a cobrar, Canelones tendrá 20 años de plazo para pagar y el dinero de las quitas otorgadas lo usará en obras. "Se trata de un estupendo negocio que la Intendencia de Canelones concretó con el Banco de Seguros. Las quitas obtenidas son muy elevadas", insistió el curul frenteamplista.

"El balance de la IMC es totalmente positivo".

En julio de este año, la entonces intendenta de Canelones Gabriela Garrido, junto al Director General de Recursos Financieros, Gabriel Camacho, presentaron un informe de la situación económica financiera de la Comuna Canaria. Garrido señaló que el balance "es totalmente positivo", con un superávit de 200 millones de pesos durante el año 2014, sumándose de esta manera tres años consecutivos de superávit económico financiero, que comenzó en 2012 y se afianzó en el 2014.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)