Alumnos tendrán prácticas suficientes antes de enfrentarse con pacientes

Clínicas inaugura simulador de endoscopías único en la región

La Clínica de Gastroenterología del Hospital de Clínicas inaugura hoy un equipamiento hasta ahora único en los centros de salud públicos de América Latina. Se trata de un simulador de endoscopía digestiva que permitirá a los estudiantes practicar sintiendo lo mismo que en un procedimiento real.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El simulador llegó ayer al Clínicas, hoy se inaugura con las autoridades. Foto: F.Flores.

La maquinaria sirve para llevar adelante simulaciones de gastroscopías, colonoscopías, ecoendoscopías y también maniobras de urgencia. Está diseñado con los mismos elementos que se utilizan para los procedimientos en seres humanos.

El titular de la Clínica, Henry Cohen, mostró a El País cómo funciona el aparato: "Por ejemplo, acá hay un caso donde se ve un pólipo. Yo lo tengo que resecar. La pantalla te muestra una carita que representa el grado de dolor del paciente. Si se hacen mal las cosas, va a protestar".

Según explicó Cohen, esto permitirá que los gastroenterólogos lleguen cada vez más preparados a la hora de enfrentarse a un paciente, al mismo tiempo que se "democratiza la medicina", en el sentido de que quien quiera hacer la especialidad tendrá la posibilidad de practicar de manera gratuita en el hospital de la Facultad de Medicina las horas que estime necesario.

"El aparato registra todo: cuánto porcentaje de mucosa gástrica vio el que hizo el procedimiento, porque si vio el 50% está mal, si vio el 94% está bien; si se ejerce demasiada presión y se está por generar una perforación; se ve el grado del dolor del ser humano", dijo maravillado Cohen.

El aparato tiene cargados 120 procedimientos distintos de variadas patologías. Cada caso cuenta con una historia clínica que el estudiante debe leer antes de hacer el trabajo. Una vez terminado este, la máquina registra los resultados: "La pantalla muestra cuánto tiempo se tardó, graba todo el procedimiento para que el profesor pueda corregirlo, se ve el porcentaje de mucosa examinada, el porcentaje de buena visión que hubo, en qué grado se examinó el estómago. Es una tecnología revolucionaria", insistió Cohen.

El simulador, de tecnología israelí, tiene un costo de 150.000 dólares, pero la empresa que lo vendió hizo "un importante descuento" con la esperanza de que desde hospitales de América Latina viajen a Uruguay a conocerlo, explica Cohen. El pago se hizo con donaciones de privados y el Hospital de Clínicas lo único que pagó fue el flete desde Israel a Uruguay.

La máquina se utilizará con quienes llevan adelante la especialidad de gastroenterología, con quienes hacen la diplomatura —Uruguay es el único país que tiene una diplomatura en América Latina—, y el doctor Cohen también aspira a que, por ejemplo, "un médico del interior que tenga problemas para sacar pólipos, pueda ir al Clínicas a practicar".

Además, en tiempos en que el Colegio Médico y el Sindicato Médico del Uruguay (SMU) impulsan la necesidad de recertificación por parte de los profesionales, Cohen sostuvo que esta maquinaria puede ayudar en el proceso. "Mañana se le puede pedir a un gastroenterólogo que venga acá y demuestre que sabe hacer una colonoscopía, que sabe sacar un pólipo. Es impresionante", señaló.

"La idea es usarlo todos los días. Esto democratiza la medicina, porque hay estudiantes que capaz que necesitan una hora para aprender, pero otros precisan diez. Ahora lo va a poder hacer cada uno a su tiempo y los dos van a salir sabiendo", insistió Cohen.

La maquinaria, además, cuenta con la posibilidad de añadirle un software para también llevar adelante simulaciones de procedimientos para la parte pulmonar.

Desde el año 2009 la OMS considera que el uso de simuladores en medicina es una práctica importante para que los estudiantes puedan estar debidamente preparados antes de enfrentarse a los pacientes. El método fue copiado del que se utiliza con los pilotos, que necesitan una gran cantidad de horas de vuelo en simuladores antes de poder volar un avión.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)