SEGURIDAD SOCIAL

Cincuentones: cambios para ahorrar US$ 2.500:

El Frente analiza alternativa al proyecto por razones fiscales.

Cincuentones: reclaman votar el proyecto el próximo 5 de diciembre en el Parlamento. Foto: F. Flores
Reclaman votar el proyecto el próximo 5 de diciembre en el Parlamento. Foto: F. Flores

El Frente Amplio analiza una propuesta alternativa para "mitigar" el problema de los cincuentones que pasa básicamente por reconocer los aportes previos a 1996, fecha de creación del sistema mixto que instauró las AFAP. Se estima el costo total en US$ 1.200 millones, es decir US$ 2.500 millones menos que el proyecto de ley del Ejecutivo a estudio del Parlamento.

Las estimaciones del costo del proyecto fueron presentadas en la reunión que mantuvo el subsecretario de Economía Pablo Ferreri con la bancada del Frente Amplio el pasado viernes. Fuentes legislativas indicaron a El País que la aplicación del proyecto como lo envió el Poder Ejecutivo supone aproximadamente un gasto de unos US$ 3.700 millones.

En el nuevo estudio realizado en base a una diferente tasa de descuento, indica que el número de personas a las que les convendría cambiar de régimen retornando al sistema de reparto servido solo por el Banco de Previsión Social (BPS) y su costo aumentaron en el entorno del 70%. Por lo que los ingresos que recibiría el BPS alcanzaría únicamente a financiar ocho años de pago a los cincuentones.

Fuentes legislativas dijeron a El País que el costo de la solución para los cincuentones de acuerdo al proyecto de ley a estudio "compromete el mantenimiento del actual grado inversor" de la deuda soberana uruguaya.

el Frente Amplio maneja la propuesta alternativa para "mitigar" el costo de la solución para los cincuentones, sin que por ello se comprometa a las generaciones futuras. Para eso se piensa reconocer los aportes previos a 1996 —fecha de la reforma— tomando como si el sistema mixto hubiera existido desde el comienzo de la vida laboral de cada individuo.

"Lo que se pretende es hacer un reconocimiento de lo que fictamente habría tenido en ese tiempo si no se hubiera planteado la ley", aseguró una fuente legislativa a El País.

Esto implica modificar el artículo 27 de la ley que creó el sistema mixto (16.173) que establece que para el cálculo del sueldo básico jubilatorio solo se tomarán en cuenta asignaciones computables mensuales actualizadas hasta el monto de $ 5.000, lo cual equivale hoy a $ 48.900. Ahora se quiere computar los aportes previos a 1996, superiores al mencionado tope, en la cuenta individual. En ese marco, luego el Estado transferiría a la aseguradora los fondos actualizados, incluida la rentabilidad. De acuerdo a los datos aportados a legisladores por parte del Ministerio de Economía, se prevé que el costo de esta medida no supere los US$ 1.200 millones aproximadamente.

Esta propuesta no es absolutamente novedosa incluso ya había sido presentada en el año 2012 por el directorio del BPS. Por esa iniciativa se proponía levantar el tope de las asignaciones computables previstos en el artículo mencionado. A su vez fue manejada en el Parlamento por el Partido Colorado.

El representante de los trabajadores en el BPS, Ramón Ruiz, dijo a El País que "el único proyecto que presentó el gobierno es el que está a consideración del Parlamento". "Hubo un proyecto del Poder Ejecutivo y ahora Economía presenta otro alternativo. La pregunta que me hago es si existen dos poderes ejecutivos, uno integrado por todos los ministros que conforman el Poder Ejecutivo y por otro lado Economía. ¿Cuál es el proyecto del Poder Ejecutivo?", preguntó.

Ruiz dejó en claro que la eliminación del artículo 27 no resuelve la situación de todos los cincuentones. "En realidad no es una solución para los cincuentones y es cara ahora, porque el Estado tiene que disponer de recursos ahora", finalizó.

"La posición del Pit-Cnt, y de la representación de los trabajadores, es que tenemos que aprobar el proyecto como está. Porque es el único que resuelve la situación de todos los trabajadores y porque es el único que el Estado no tiene que responder ahora, sino dentro de diez años", explicó.

Ruiz dijo que se convocará a una marcha el martes 5 de diciembre, fecha en que se estaría votando la iniciativa en el Parlamento. En ese marco, indicó que los "cincuentones" quieren presenciar quién vota a favor y quién lo hace en contra del proyecto remitido al Parlamento por el gobierno.

Sectores quieren votar sin cambios.

La Agrupación Nacional de Gobierno del Frente Amplio definió como una prioridad aprobar cuanto antes el proyecto de ley que supone una solución para los llamados "cincuentones". Según un sondeo realizado por El País, el Movimiento de Participación Popular, el Partido Comunista y la Lista 711 son partidarios de votar la iniciativa remitida al Parlamento por el presidente Tabaré Vázquez sin mayores cambios. El secretario general del Partido Comunista Juan Castillo señaló que, aunque no conoce la alternativa que se maneja, la posición del sector es apoyar la iniciativa de Vázquez "tal como está y antes de que termine el año".

El diputado de la Lista 711, Felipe Carballo dijo a El País que en la bancada del Frente "se analizan cambios" y por eso su sector presentó una propuesta. "Frente a la situación, donde se manejan varias alternativas, preferimos votar el proyecto tal cual vino del Ejecutivo", aseguró.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)