VÍA CRUCIS ECUMÉNICO

Católicos y anglicanos uruguayos rezan por la paz en Viernes Santo

Este es el tercer año consecutivo en que las iglesas católica y anglicana de Uruguay deciden unir a sus fieles en esta jornada. 

Sturla y Pollesel en el Vía Crucis ecuménico. Foto: EFE

  •  
EFEvie mar 25 2016 18:54

Un Vía Crucis ecuménico, liderado por los máximos representantes de las iglesias católica y anglicana en Uruguay, unió hoy las catedrales de ambos credos para orar por la paz en el mundo.

Así lo manifestaron el arzobispo de Montevideo, Daniel Sturla, y el obispo anglicano Michele Pollesel durante esta celebración de la pasión de Cristo.

Este es el tercer año consecutivo en que estas dos iglesias cristianas deciden unir a sus fieles en el Viernes Santo como "gesto de acercamiento y contribución para que el espíritu de diálogo y paz reine entre nosotros", explicó el arzobispo Sturla.

Ambos líderes eclesiásticos coincidieron en señalar que este acto simbólico cobra mayor fuerza en estos días en que la violencia golpea al mundo, en alusión a los recientes ataques terroristas ocurridos en Bruselas el pasado martes, y a una serie de muertes violentas acontecidas en Uruguay en las últimas semanas.

"Estas muertes nos hablan de cierta enfermedad de la sociedad. Con este gesto trasmitimos un mensaje de paz, de que todos somos hermanos", enfatizó el cardenal católico Sturla.

Durante la oración, tanto Pollesel como Sturla pidieron por el presidente del país, Tabaré Vázquez, los dirigentes del mundo y los representantes de Naciones Unidas, para que "busquen la justicia y la verdad y vivan en paz y concordia".

Uruguay, según el Latinobarómetro "Las religiones en tiempos del Papa Francisco", es el país con menor porcentaje de católicos de América Latina -el 41 % de su población- y la nación con mayor tasa de ateos y agnósticos, el 38 % de los ciudadanos.

Según el obispo Pollesel, si bien no hay muchos anglicanos en Uruguay, el anglicanismo está presente en la historia del país desde principios del siglo XIX y mantiene a una docena de parroquias.

Por estos datos y por tener el Estado oficialmente separado de la Iglesia por Constitución, es considerado el país "más laico" de la región.

Sin embargo, para el líder anglicano, esta celebración conjunta del Viernes Santo demuestra que la "cristiandad está viva en Uruguay".

"Este tipo de gesto de convivencia aporta a toda lo sociedad uruguaya creyente o no", sostuvo.

Ambos líderes religiosos intercambiaron la conducción del acto sosteniendo la cruz durante la lectura en cada una de las 14 estaciones del viacrucis.

Desde la sede anglicana, la procesión siguió acompañada por más de un centenar de fieles por cerca de cinco cuadras hacia la Catedral Metropolitana católica.

Comentarios
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)
user-photo
Si no puedes leer la imagen de validación haz clic aquí
Pulse aquí para volver a la versión mobile.