NEGOCIOS PERDIDOSOS

Caso Ancap: la trama oculta

Mails entre Ancap, Pdvsa y EXOR revelan que Jara rechazó acuerdo y optó por seguir juicio.

Foto: Francisco Flores
Planta de Ancap en La Teja. Foto: Francisco Flores

Un intercambio de mails entre Ancap, Pdvsa, la compañía de inter- mediación financiera EXOR y el banco suizo Societé Generale revela que la actual presidenta de Ancap, Marta Jara, decidió no llegar a un acuerdo con la multinacional pese a que contratos señalaban que el ente incumplió con la misma en dos negociaciones de cancelación de deudas con la petrolera venezolana Pdvsa. Uno de los mails expresa, además, que Ancap y la petrolera venezolana utilizaron la ingeniería financiera de EXOR y sustituyeron al banco suizo por el Bandes y luego por el Tesoro de Venezuela.

El 20 de junio de 2016, el titular de EXOR para el Cono Sur, César Addario, le envío un mail a la presidenta de Ancap, Marta Jara, donde reiteró un pedido de audiencia, "con la mayor antelación posible y siempre antes del vencimiento de la prórroga a la que hemos accedido" para examinar los tres incumplimientos que el ente incurrió con la financiera y las "acciones" que correspondieren para solucionar el conflicto.

Antes de la reunión con Jara, EXOR había iniciado un juicio civil contra Ancap en el Juzgado de lo Contencioso Administrativo de 4° Turno donde reclamó US$ 34 millones por daños y perjuicios.

Jara y el gerente de los Servicios Jurídicos de Ancap, Leonardo Bianchi, se reunieron el 12 de julio del año pasado con Addario y otros jerarcas de EXOR. En el encuentro, que duró un poco menos de una hora, Jara trasmitió a Addario que no iba a pagar la deuda con EXOR y agregó que esperaría el final del juicio civil.

Los mails, que revelan detalles de las negociaciones para la cancelación de deudas que Ancap mantenía con la petrolera venezolana a los que El País tuvo acceso, también dejan al descubierto vericuetos de la decisión de Raúl Sendic, siendo presidente de Ancap, y el director de Pdvsa, Víctor Eduardo Aular, para suplantar en el negocio a EXOR por el Banco Bandes y luego por el Tesoro de Venezuela utilizando la misma estructura financiera ideada por aquella.

El 6 de enero de 2012, el Banco Societé Generale de Suiza, uno de los más prestigiosos de Europa, le envió un mail desde Ginebra a Sendic donde señala que EXOR International Ltd. informó que Ancap y Pdvsa aceptaron sus propuestas de ingeniería financiera destinadas a facilitar la cancelación de la deuda de la empresa uruguaya con la petrolera venezolana.

EXOR reclama a Ancap US$ 34 millones por daños y perjuicios

"Les quisiéramos informar que de nuestro lado estamos preparados para establecer el Fideicomiso de acuerdo con las indicaciones de EXOR Internacional Ltd. tal y como han sido negociadas con Pdvsa. Dicho Fideicomiso estaría mantenido por una filial al 100% de nuestro Banco y podría ser activado en breve", señala el mail del director General Delegado del Banco Societé, Alberto Valenzuela, enviado a Sendic.

El correo electrónico sostiene que los términos del Fideicomiso definirían las condiciones en las cuales se guardan los activos depositados a favor de Pdvsa. En ese momento, la deuda de Ancap sin quitas alcanzaba los US$ 713 millones.

El negocio establecía que Ancap entregaba a la cuenta de garantía (escrow account) la suma US$ 517 millones y EXOR previo al desembolso de Ancap ya completaba el Fideicomiso con sus recursos propios y entregaba al instante del depósito de la petrolera nacional los pagarés por el pago y cancelación de la deuda. Es decir, su deuda tendría una quita de 28%.

Ancap realizó dos cancelaciones de deudas con Pdvsa por US$ 1.136 millones

Posteriormente, el Fideicomiso compraría los bonos de Pdvsa detallados en el contrato suscrito y se madurarían hasta su vencimiento a los seis años. Esos bonos obtendrían un rendimiento del 12,75% anual. Cada año, los bonos generarían US$ 43 millones más el interés del 2% sobre el saldo del capital adeudado. Es decir, los bonos totalizarían unos US$ 258 millones.

A los seis años, habría un último pago a Pdvsa de la totalidad de la deuda más los intereses y una reducción en el tiempo de 11 años en su cobro, esta operativa se abonaría con la entrega de los bonos o en último caso con el importe en efectivo de la liquidación de esos títulos en el mercado.

EXOR se haría cargo de todos los gastos de la operación financiera. En caso de haberse respetado el contrato por parte de Ancap, la multinacional hubiera obtenido ganancias de entre US$ 15 millones y un techo de US$ 25 millones.

El Banco Societé Generale cobraría una comisión totalizada en el período del 1,75% del total del capital inicial en el período de los seis años de US$ 713 millones, equivalente a US$ 12 millones, todos estos pagos correrían por cuenta y orden de EXOR sin costo alguno para Ancap o Pdvsa.

Tres meses más tarde, EXOR sería desplazada del negocio.

Dos años más tarde, en agosto de 2014, el entonces presidente de Ancap, José Coya, acordó con EXOR una operación similar para permitir al ente nuevamente eliminar otra deuda con Pdvsa por US$ 423 millones en dos años.

Sin embargo, el gobierno de José Mujica excluyó a la firma con la excusa de que negociando directamente con Venezuela parte del pago que se hiciese a Pdvsa será utilizado por el gobierno venezolano para cancelar deudas que mantenía con empresas lácteas uruguayas, lo que no se concretó entonces.

Mientras el juicio civil continuaba, Ancap y EXOR firmaron un tercer acuerdo. Ancap le pagaría US$ 3.600.000 en cuatro cuotas iguales. Pero no pagó ninguna. Lo llamativo de esta situación, según las declaraciones de los exjerarcas de Ancap de que por Pdvsa se excluyó a Exor, es que ésta continuó realizando negocios de intermediación de deudas con la petrolera venezolana.

Operaciones por US$ 2.000 millones.

EXOR Internacional es una compañía con accionistas mayoritariamente de fondos de inversiones anglosajones que opera desde 1995, con fuerte presencia en Latinoamérica y principalmente el Cono Sur. La compañía ofrece servicios financieros. Se dedica esencialmente al diseño de ingeniería financiera, financiamiento de proyectos, reestructuraciones de deudas y elaboraciones de estructuras específicas de inversión, entre otras actividades del rubro económico financiero. La empresa tiene sedes en América Latina en Panamá y Asunción del Paraguay —se encarga del Cono Sur—; en Londres para USA, Europa y Asia a cargo del financista Michel Sperry y en Londres para Europa y África a cargo del empresario Román Kamir. Además la multinacional cuenta con vínculos con bancos internacionales de primera línea. A partir del 2010 hasta la actualidad, EXOR realizó operaciones por más de US$ 2.000 millones, lo que la posicionó en el manejo de deuda soberana y estructuraciones de deudas.

La sede Cono Sur para el desarrollo de proyectos financieros en Argentina, Brasil, Bolivia, Paraguay y Uruguay se encuentra bajo la dirección del empresario César Addario, en calidad de CEO&Director y como General Manager.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)