AUMENTA EL GASTO EN JUBILACIONES

BPS ordenará auditoría por invalidez

Una de cada cinco personas que se jubila lo hace por invalidez, según Economía.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Gobierno debe financiar pago de US$ 10: anuales en jubilaciones. Foto: F. Ponzetto

El Banco de Previsión Social (BPS) buscará asesoramiento externo para determinar los motivos por los que se incrementaron significativamente las altas jubilatorias por invalidez en la última década, informó a El País el director en representación de los trabajadores en el organismo, Ramón Ruiz.

"Todas las prestaciones que se están dando se otorgan en el marco de las disposiciones vigentes. Nos interesa despejar cualquier duda. Si se detecta algo, hacemos la denuncia penal", dijo Ruiz a El País.

Al presentar la semana pasada el proyecto de ley de Rendición de Cuentas, el Gobierno anunció que se produjo un incremento de gasto anual permanente en el Banco de Previsión Social de US$ 100 millones por encima de lo que previó en la Rendición de Cuentas del año pasado.

Según el Gobierno, el gasto total en jubilaciones crece fuertemente, no solo por el aumento del número de jubilados, sino también por la suba de las pasividades.

En ese sentido se informó que en 2017 las pasividades se incrementarán 11,7%, bastante por encima de la inflación esperada que tendría una variación de aproximadamente 6,5% en este año.

La cantidad de jubilaciones servidas por el BPS creció 23% entre 2008 y 2016 y continúa aumentando por encima de las proyecciones del propio organismo previsional, según la información que dio el Ministerio de Economía al presentar sus proyecciones para la Rendición de Cuentas.

"Antes muchos no llegaban a la causal jubilatoria", dijo Ruiz a El País. Los desvíos de gastos que pueda haber, "no obedecen a temas de gestión del BPS", aseguró.

Según los datos de Economía, la pasividad promedio aumentó 1,1% y la cantidad de prestaciones lo hizo 0,8%.

Esos aumentos implicaron un desvío respecto al gasto previsto en la Rendición de Cuentas de 2015 del 2%, equivalentes a unos US$ 100 millones anuales y permanentes.

Una de las razones que explican el aumento en el número de jubilaciones es la flexibilización de las condiciones para acceder al beneficio que se aprobó en el año 2008.

En la suba del número de jubilaciones servidas por el BPS que se produjo tiene relevancia la evolución de las altas jubilatorias por incapacidad total que en 2007 fueron 1.566 (el 12,4% del total) y pasaron a ser 6.487 en 2015, el 22,1% del total.

Ruiz señaló que corresponde al ministro de Economía, Danilo Astori, explicar cómo se fundamentan estos cálculos. "Él tiró la bomba y nosotros tenemos que explicar", señaló.

Ruiz espera que Astori dé explicaciones adicionales en un Consejo de Ministros que se realizará el 26 de junio.

De todas formas, Ruiz aseguró que el BPS llevará adelante una auditoría con personal del organismo y apoyo externo para determinar las causas de ese aumento.

Por su parte, Gabriel Lagomarsino, vicepresidente del BPS, señaló que se analizará "con rigurosidad" las altas jubilatorias por invalidez.

Para Ruiz, también debe revisarse el nivel del aporte patronal, porque "no es justo subsidiar camufladamente a empresas con exoneraciones". Y también recordó que a las AFAP el BPS les transfiere US$ 1.000 millones anuales. Sin ese traspaso, el organismo previsional tendría un superávit de US$ 600 millones, aseguró.

En tanto, Lagomarsino dijo a El País que la asistencia financiera al BPS ha venido cayendo respecto a comienzos de este siglo y que, en grandes números, se mantendrá estable respecto a 2016.

Condiciones más flexibles.

En 2008 se aprobó una ley que flexibilizó las condiciones necesarias para acceder a la jubilación. Hasta ese momento, para jubilarse el trabajador debía haber completado 35 años en actividad y además haber cumplido 60 años de edad. Con la flexibilización se fijó como mínimo 30 años de actividad y además se redujeron los mínimos de edad para acceder al beneficio.

EVOLUCIÓN ETARIA.

El 19% de la gente tiene más de 60.

Uruguay es uno de los países más envejecidos de América Latina. Actualmente, 19% de la población supera los 60 años y se estima que esa proporción ascenderá a 25% para el año 2050.

Los mayores de 65 años llegan al 14% de la población total, mientras que a principios del siglo XX representaban solo el 2,5% de la población total.

El incremento de la población uruguaya envejecida se debe a la incidencia de tres variables: el aumento de la expectativa de vida —79 años para las mujeres y 72 para los hombres, lo que significa 20 años más que en el promedio de hace seis décadas—; la significativa caída de la tasa de natalidad, que incrementa proporcionalmente a la de adultos; y la emigración de adultos y jóvenes.

Según los datos del Censo 2011 recogidos por un informe del Sistema Nacional de Cuidados, el 86,35% de los adultos mayores (personas de más de 65 años) son jubilados o pensionistas. El 86,58% de los varones y el 86,20% de las mujeres está en esa condición. Según el informe, la cifra indica una amplia cobertura de las prestaciones estatales percibidas por los adultos mayores.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)