NEGOCIACIONES POR LA SEGURIDAD PÚBLICA

Blancos frenan "portazo" al gobierno por seguridad

Pedirán hoy al presidente que suspenda sesiones y se vote.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Anoche, el sector que lidera Javier García festejó con Lacalle Pou sus ocho años. Foto: F. Ponzetto

La estrategia del Partido Nacional respecto a la participación en el diálogo por seguridad y convivencia varió: ahora, se evitará "el portazo" para no "desairar a la Presidencia" ni a los demás partidos que participan de las reuniones en la Torre Ejecutiva. A la vez, se ratificó la voluntad de dialogar pero se puso un plazo al gobierno para que presione a sus legisladores para aprobar las leyes acordadas en el curso del mes de agosto.

Una de las lecturas que se hizo en la interna tras la reunión de ayer de la bancada de legisladores con presencia de los líderes partidarios Luis Lacalle Pou (Todos) y Jorge Larrañaga (Alianza Nacional), es que ambos obtuvieron algo. No terminó siendo ni el "no da para más" anunciado el fin de semana por Lacalle Pou, ni se permanece en ese diálogo sin que las leyes se aprueben.

Lo que quieren los blancos, tras analizarlo varias horas, es que el presidente Tabaré Váz-quez, que es el anfitrión de la convocatoria, "apure el paso" y al mismo tiempo no se "desaire" a la Presidencia como institución, dijeron a El País participantes de la reunión.

El miércoles 20, Lacalle Pou dijo en su audición partidaria que "nos parece que llega un momento de que no da para más. Llega un momento de que se hizo lo posible en las reuniones y que volvemos a nuestro rol, volvemos al rol de oposición, volvemos al rol de controlar al gobierno, con las herramientas que tenemos".

En las horas subsiguientes Larrañaga pareció intentar atenuar esa postura. "No se necesita cortar el diálogo para hacer oposición", afirmó, en tanto dijo no compartir la "voladura de puentes" con el gobierno.

El senador Luis A. Heber, presidente del Directorio, leyó la declaración que en su primer punto señala que el partido "consecuente con la vocación de diálogo ha decidido por unanimidad concurrir a la reunión de mañana (hoy) martes, y solicitarle al presidente la aprobación durante el mes de agosto de los proyectos de ley acordados en la Torre Ejecutiva".

Uno de los elementos que se barajó en la reunión es que el presidente quizás no pueda comprometer el apoyo expreso de los legisladores, dado que se trata de un ámbito de discusión independiente del Poder Ejecutivo. En tal caso, la presencia del Partido Nacional se puede complicar para el futuro.

En segundo lugar, la declaración aprobada ayer señala que los delegados blancos "sugerirán al presidente y a los demás partidos políticos que se suspendan las reuniones hasta tanto no se dé cumplimiento a los mencionados acuerdos".

En la reunión se manejó además que en caso de que el Poder Ejecutivo no acceda a suspender las futuras reuniones mientras se aprueban los proyectos en el Parlamento, el Partido Nacional tomará el camino original planteado por Lacalle Pou: no seguirá concurriendo a la Torre Ejecutiva. En tanto se piensa que sí lo hará el resto de los partidos convocados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)