FOTOGALERÍA

La bandera británica volvió a flamear en Maldonado

El buque de guerra HMS Protector llegó con científicos uruguayos a bordo.

El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo
El Protector ancló en la zona donde en 1809 naufragó Agamemmon. Foto: R. Figueredo

Después de mucho tiempo la Union Jack (bandera del Reino Unido) volvió a flamear en la bahía de Maldonado. El pabellón británico luce en el mástil de proa del rompehielos HMS Protector, un barco multipropósito de la Royal Navy asignado a diversas tareas en el Atlántico Sur. El navío se encuentra fondeado a poca distancia del lugar del naufragio del HMS Agamemnon, el primer comando del máximo héroe naval inglés, lord Horatio Nelson. La novedad agarra desprevenido al comandante del HMS Protector, capitán de navío Angus Essenhigh durante un breve diálogo con El País en la tarde de la víspera. A tan corta distancia que quizás el ancla del HMS Protector pudo caer encima de los pocos restos que quedan del mítico barco, triunfante en la batalla de Trafalgar y escenario del célebre romance entre Nelson y Lady Hamilton, la esposa del entonces cónsul inglés en el puerto de Nápoles.

Laposibilidad de que el ancla haya caído sobre semejante monumento inglés le cambió la cara al marino británico. "Voy a revisar las cartas náuticas", responde con una sonrisa pintada en su rostro. La cara de los oficiales británicos es otra cuando se le recuerda que en ese mismo lugar estuvo fondeado, en febrero de 1982, el crucero argentino "ARA General Belgrano" hundido poco después por el submarino "HMS Conqueror" durante la guerra de las Malvinas.

Essenigh asumió en junio pasado el comando del buque y esta es su segunda patrulla en aguas del Atlántico Sur. El HMS Protector relevó al anterior buque británico asignado a estas latitudes, el HMS Endurance.

"Inicialmente alquilamos el buque y luego decidimos comprarlo", explica el oficial, quien recuerda que más allá de las campañas científicas, el HMS Protector es un buque de la marina de guerra británica.

"Ejecutamos varias tareas como la salvaguarda de la vida humana en el mar habida cuenta de la gran cantidad de cruceros turísticos que navegan en el Atlántico Sur. También visitamos las bases de otras naciones que forman parte del tratado antártico", dijo Essenigh.

"También aseguramos que los barcos de pesca que están de faena en el Atlántico Sur lo hagan de forma legal", enfatiza. El barco, que permanecerá tres años más en el sur, no encontró a buques pescando de forma ilegal durante su reciente patrulla. El oficial británico reconoció que sus patrullas se realizan en solitario mientras que las marinas chilena y argentina lo hacen de forma compartida en cada una de sus zonas. "Los británicos trabajamos solos, pero eventualmente ante una emergencia todos estamos dispuestos a colaborar", enfatizó. "Nos encanta Uruguay; Montevideo nos gusta mucho pero Punta del Este nos encanta", aseguró.

El HMS Protector tiene montadas sus ametralladoras en cada banda como ocurre cada vez que navega en cualquier lugar del globo terráqueo. Salvo en aguas antárticas. "Después del ataque sufrido por el destructor estadounidense USS Cole, casi partido al medio por un ataque explosivo de Al Qaeda, las naves debemos tener las armas listas", explica el marino.

Científicos.

El HMS Protector fue escenario ayer de una conferencia de prensa de los docentes universitarios uruguayos que llevaron adelante la campaña "Impactos Humanos Globales sobre el Ecosistema Marino próximo a la Base Científica Antártica Artigas, Isla Rey Jorge, Antártida".

La misma fue llevada adelante por el licenciado Federico Weinstein y la bachiller Carolina Rodríguez. Los dos investigadores embarcaron en el Protector entre el 14 de octubre y el 19 de diciembre pasado. Ambos fueron invitados por el gobierno británico a partir de una iniciativa del Programa Nacional Antártico Uruguayo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)