En la izquierda comienzan a pasarle factura a Vázquez 

Atribuyen fracaso de referéndum a poca motivación de los líderes

Tabaré Vázquez recibió críticas desde el Frente Amplio por haber apoyado la consulta para convocar a un referéndum sobre el aborto. Analistas políticos consideran que su imagen podría verse afectada, aunque en menor grado.

Vázquez se pronunció contra la mayoría del Frente Amplio. Foto: Leonardo Carreño

Daniel Isgleas / Valeria Gil

La intervención de último momento del expresidente Tabaré Vázquez en la votación a favor del referéndum sobre la ley de despenalización del aborto, lo expuso a una serie de críticas de dirigentes del propio Frente Amplio y de organizaciones que defienden la interrupción del embarazo.

Sin embargo, analistas de opinión pública no se ponen de acuerdo en determinar cuánto podría afectar este hecho sus posibilidades electorales el próximo año.

La actitud de Vázquez "va a tener un costo político", estimó Eduardo Bottinelli, de la consultora Factum. Para Daniel Buquet, del Departamento de Ciencia Política de la Universidad de la República, los precandidatos de todos los partidos, incluso Vázquez obviamente, sufrieron "una derrotita" que no tendrá consecuencias electorales de futuro.

Sin embargo, Vázquez dijo el domingo, luego de votar, que no le preocupan los costos políticos. "Las cosas hay que hacerlas sin medir los costos políticos. Cuando digo una cosa, digo una cosa", declaró.

A juzgar por los comentarios de dirigentes y militantes en las redes sociales, en el Frente Amplio se lo ve a Vázquez bastante a contrapelo de la izquierda.

Uno de esos comentarios pertenece a la senadora Constanza Moreira, del MPP, que en las últimas semanas cobró cierto protagonismo público en la defensa de la ley del aborto.

"Los precandidatos escucharon mal la voz del pueblo, o más bien el silencio del pueblo. Perdieron sintonía con los dos sectores de su electorado más sometidos al silencio político: los jóvenes y las mujeres. No saben cómo piensan, no saben cómo sienten, no los interpretan. Que toda la clase política de primera línea haya ido a votar un referéndum para derogar la ley que despenaliza el aborto, es una primera señal. Bastante negativa, por cierto".

También ayer, el vicepresidente del Frente Amplio, Juan Castillo, del Partido Comunista, consideró que Vázquez se "equivocó" cuando concurrió a adherir al referéndum. Castillo recordó que Vázquez fue a votar cuando desde el Frente Amplio se llamaba a no hacerlo, sin tomar en cuenta la postura mayoritaria en la izquierda.

Además admitió que no le "sorprendió" que Vázquez adhiriera porque así es su forma de pensar.

Cuando votó, Vázquez defendió su posición diciendo que "todo el Uruguay sabe lo que pienso", lo cual ratificó con la frase "cuando digo una cosa, digo una cosa", parafraseando al presidente José Mujica y su ya famoso "así como te digo una cosa, te digo otra".

Lucy Garrido, integrante de la comisión de Género del FA, escribió en la red: "Tabaré fue a votar. Recordémoslo cuando se trate de votar".

"Derrotita".

Buquet consideró que la gente contraria a la legalización del aborto no concurrió porque los líderes políticos "no lograron movilizarlos".

Los líderes "no pusieron toda la carne en el asador, me parece que no se mataron, no movilizaron las estructuras, los aparatos partidarios estuvieron a media máquina. Los partidos no se la jugaron", dijo a El País. Agregó que es "una derrotita" que "no tendrá consecuencias hacia la interna partidaria o la elección nacional".

Buquet consideró que tanto Vázquez como los precandidatos de la oposición se arriesgaban a "una derrota mayor" en caso de que la jornada de adhesiones hubiera dado lugar al referéndum y luego la ley resultara ratificada.

Coincidiendo con Buquet, el director de Opinión Pública de Equipos Mori, Ignacio Zuasnábar, declaró al programa De Ocho a Diez de Radio Sodre que "el resultado fue sorpresivo por la escasa convocatoria".

Zuasnábar puntualizó que hay dos explicaciones del "fracaso tan estrepitoso a la convocatoria". Por una parte, dijo, está la negativa a la ley, "aunque el desacuerdo no tuviera tanta intensidad como para que esas opiniones se movilizaran en contra". La segunda explicación "son los pocos niveles de movilizaciones de los partidos y lo poco que estuvo en el tema de agenda pública. Prácticamente no hubo campaña".

Bottinelli (Factum) aseguró que los líderes políticos "fueron hacia un lado y la población no fue para ese lado", lo cual "tendría que preocuparles".

"Tabaré se va a haber afectado, va a tener un costo político", dijo Bottinelli, que descartó que ese grado de afectación lo lleve a no ser candidato presidencial.

Lo ocurrido "es un perjuicio" para Vázquez, que tuvo "una postura desafiante al programa del Frente Amplio. Se puso en la vereda de enfrente y quedó enfrentado a todo su partido", analizó el experto.

Estudian recurrir a la Corte de la OEA

Un grupo de profesionales de diversas disciplinas analiza presentar un reclamo internacional contra la ley que despenalizó del aborto. El argumento principal es que va en contra de los compromisos internacionales que tiene Uruguay, por ejemplo con el Pacto de San José de Costa Rica.

Según comentó a El País el diputado nacionalista Gerardo Amarilla (Aire Fresco) el planteo había quedado en suspenso a la espera de la instancia electoral del domingo, pero ahora puede ser activado.

"Como quedó claro que no habrá referéndum consideramos retomar el tema y hacer el planteo a nivel internacional, concretamente a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos", indicó el legislador. Los profesionales involucrados habían comenzado a estudiar el procedimiento que debían cumplir a la hora de hacer el planteo y a establecer contactos.

El inciso primero del artículo 4° del Pacto de San José de Costa Rica establece que "toda persona tiene derecho a que se respete su vida. Este derecho estará protegido por la ley y, en general, a partir del momento de la concepción. Nadie puede ser privado de la vida arbitrariamente". A esta disposición van a apelar los patrocinantes de ese reclamo internacional.

El legislador dijo que "la factura" por la poca adhesión que hubo en las urnas hay que pasársela a los propios dirigentes. "La gente no estaba quizás del todo informada y motivada. Creo que faltó que algunos actores se la jugaran un poco más", aseguró Amarilla.

Para el diputado también jugó la gente que estaba a favor de la ley. "Hicieron pesar su postura cuando se negó la cadena de radio y televisión o cuando no se quiso polemizar en el tema y se ignoró la campaña".

Reacciones

Juan Castillo: "Tabaré Vázquez se equivocó de nuevo"

Tabaré Vázquez se equivocó de nuevo" al concurrir a adherir para un referéndum sobre la ley de despenalización del aborto, dijo Juan Castillo, vicepresidente del Frente Amplio. A su vez, el Secretariado Ejecutivo de la coalición de izquierda emitió ayer una declaración en donde afirma "su satisfacción por la ratificado en forma clara y contundente de la plena vigencia de esta ley que amplía los derechos de las mujeres a decidir sobre su cuerpo, con mayor información".

Heriberto Bodeant: "El tema puede volver al Parlamento"

La ley permanece y se cierra este camino para derogarla. No obstante, al no hacerse el referéndum, no hay un pronunciamiento popular por `sí` o por `no`. El tema puede ser replanteado en el Parlamento de darse en el futuro otras correlaciones políticas", sostuvo el obispo de Melo, monseñor Heriberto Bodeant, en una carta abierta. Pidió "impulsar medidas para las embarazadas en situaciones difíciles, y que no tengan que recurrir al extremo de eliminar la vida humana".

Leonel Briozzo: "Espaldarazo a las políticas públicas de salud"

Es un espaldarazo muy importante a las políticas públicas de salud", dijo el subsecretario de Salud, Leonel Briozzo, en referencia al resultado del domingo. "El pueblo dio una gran lección qué es lo mejor para las mujeres y para la sociedad es que esté despenalizado el aborto", añadió. "Estamos convencidos que hay que tener un semestre o un año para tener un promedio del número de abortos que se hacen. Esto no es un reality show para dar las cifras mensualmente", afirmó.

No llegó al 9% de respaldo

La consulta voluntaria para convocar a un referéndum sobre la ley de despenalización del aborto fracasó el domingo 23. La concurrencia a las urnas fue del 8,9%, cuando se necesita al menos el 25% de adhesiones de los habilitados para votar. La baja votación sorprendió a los promotores de la consulta, ya que todos los precandidatos presidenciales apoyaron la convocatoria, entre ellos el frenteamplista Tabaré Vázquez, que actuó así en contra de la posición mayoritaria de su partido. Además de Vázquez concurrieron el domingo a las urnas a presentar su adhesión los nacionalistas Jorge Larrañaga, Luis Lacalle Pou, Sergio Abreu y Jorge Saravia, los colorados Pedro Bordaberry y José Amorín y el independiente Pablo Mieres.

Comentarios
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)
user-photo
Si no puedes leer la imagen de validación haz clic aquí
Pulse aquí para volver a la versión mobile.