sobre venezuela

Almagro:"El asesinato de un dirigente político es una herida de muerte a la democracia"

El secretario general de la OEA manifestó públicamente su preocupación por el asesinato anoche del opositor venezolano Luis Manuel Díaz y dijo que"no debe haber un muerto más, no debe haber una amenaza más. Es hora de ponerle fin al miedo".

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Luis Almagro, secretario general de la OEA. Foto: EFE.

El secretario de la Organización de Estados Americanos y excanciller uruguayo, Luis Almagro, emitió hoy una declaración en la que condena el asesinato en Venezuela del dirigente opositor, Juan Manuel Díaz. 

Luis Manuel Díaz, secretario del partido Acción Democrática (AD) en esa localidad, fue asesinado en la noche de este miércoles "por disparo (de) arma de fuego", informó el secretario general de dicho partido opositor, Henry Ramos Allup, a través de Twitter.

''La muerte violenta de toda persona es un hecho execrable que nuestra conciencia no puede admitir. El asesinato de un militante político, además, nos deja a todos más vulnerables, señala que somos todos víctimas reales, no solamente potenciales", sostuvo Almagro.

El excanciller uruguayo aseguró que "el asesinato de un dirigente político es una herida de muerte a la democracia" y una sucesión de hechos de violencia política en un proceso electoral es la muerte de mucha democracia.

Y añadió: "Lo sucedido no es un episodio aislado, sino que se da conjuntamente con otros ataques realizados contra otros dirigentes politicos de la oposición en una estrategia que procura amedrentar a la oposición".

"En realidad el temor llega a la sociedad entera y estremece a toda la comunidad internacional (...) Pedimos al gobierno actuar ya, pedimos el cese de toda violencia; pedimos transformar la contienda electoral en una fiesta y no en un ejercicio de fuerza, violencia y miedo; pedimos las garantías más absolutas para todos", sostuvo Almagro. 

En ese sentido, llamó a restablecer el clima de paz y el respeto a las leyes inmediatamente, Almagro poniendo fin a "los discursos cargados de amenazas, de pronósticos oscuros y a desarmar a cualquier grupo civil armado, especialmente aquellos que dependen del gobierno o del partido de gobierno".

"No debe haber un muerto más, no debe haber una amenaza más. Es hora de ponerle fin al miedo. Cada muerto en Venezuela duele hoy en todas las Américas", concluyó. 

La posición de Almagro sobre Venezuela, ya expresada en una carta enviada a la presidenta del Comité Nacional Electoral, Tibisay Lucena, provocó el fuerte rechazo de varios sectores del Frente Amplio (entre ellos el MPP y el Partido Comunista), y del expresidente José Mujica. 

Mujica, le escribió a Almagro una carta en la que le dijo "adiós" por sus críticas a Venezuela. "Lamento el rumbo por el que enfilaste y lo sé irreversible, por eso ahora formalmente te digo adiós y me despido", dice la carta de Mujica consignada por el semanario Búsqueda.

En su misiva, el excanciller uruguayo había planteado sus cuestionamientos en una extensa y dura carta dirigida a la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE) venezolano, Tibisay Lucena, tras la negativa de ese organismo a aceptar una misión de observación de la OEA en las parlamentarias. El titular de la OEA, que fue electo senador por el Movimiento de Participación Popular manifestó en la carta que las autoridades electorales venezolanas no garantizan hoy las condiciones de transparencia requeridas en una elecciones. Agregó que "ante la más mínima duda sobre el funcionamiento de la democracia, nuestro deber (...) es dar garantías a todos y no desviar la vista ni hacer oídos sordos a la realidad".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)