CONAPROLE

Advierten que faltarán lácteos por un paro

El sindicato de Conaprole comenzó ayer un paro total de actividades, que se extenderá hasta el lunes, en sus plantas de Montevideo, que según la empresa podría generar desabastecimiento.

Conaprole
Foto: Archivo

El dirigente del sindicato de la cooperativa, Luis Goichea, dijo a El País que la medida se tomó porque la empresa "no respetó derechos de trabajadores" y consideró que "no debería haber desabastecimiento".

Si lo hay, dijo Goichea, será "responsabilidad" de la empresa que generó, a su juicio, inquietud con un comunicado que difundió que puede llevar a que se registre un incremento de la demanda. La medida ya fue comunicada al Ministerio de Trabajo y Seguridad Social y el sindicato no dará más información al respecto, dijo Goichea.

La cooperativa emitió un comunicado en el que explica que "se resentirá fuertemente el abastecimiento de leche y productos a la población durante los próximos días". Según la empresa, el paro "se genera debido a que el sindicato no acepta la decisión de asignar a un empleado para realizar las suplencias del chofer de la camioneta" de la planta en Montevideo. La empresa, la más grande del sector lácteo uruguayo, calificó de "completamente desproporcionadas" las medidas sindicales, "frente a la legítima y básica decisión de la empresa". Además, advierte que el pa-ro generará "importantes pérdidas a la Cooperativa en momentos de grandes dificultades para el sector lácteo uruguayo".

Todo el sector lácteo se vio resentido por la prácticamente total desaparición de la demanda de Venezuela, país que pagaba muy buenos precios y que importa-ba leche en polvo y quesos. También se vio sacudido por las trabas que impuso Brasil a la leche en polvo uruguaya, aunque la medida fue dejada sin efecto. El gobierno explorará la semana próxima en México la posibilidad de mejorar allí las colocaciones. El endeudamiento del sector es importante. Si bien los precios internacionales han mejorado, 2015 y 2016 fueron años de muy bajos valores que afectaron la rentabilidad y llevaron al cierre de algunos tambos. En esa etapa, además, cerraron la empresa Ecolat, en Colonia y Schreiber Foods, en San José.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)