FOTOGALERÍA

Activistas protestaron en contra de las jineteadas en la Criolla del Prado

Alrededor de 100 personas se reunieron esta tarde para pedir la abolición de las jineteadas en Uruguay, aduciendo que suponen maltrato animal.

Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna
Activistas se movilizan en la Criolla del Prado en contra de las jineteadas. Foto: Ariel Comegna

La Coordinadora para la Abolición de las Jineteadas en Uruguay (CAJU) se reunió esta tarde en la acera de en frente al ingreso de la Criolla del Prado para protestar en contra de las tradicionales jineteadas que se llevan a cabo todos los años. 

Con carteles como "La tortura no es cultura" o "Una vida digna es una vida sin violencia" sumado a cantos que rechazaban las jineteadas, hombres y mujeres de diferentes edades reclamaron la abolición "del maltrato animal" en espectáculos públicos. 

"Un año más el gobierno departamental apoya y financia un espectáculo donde se pone en juego la vida y la integridad de humanos y caballos", decía la convocatoria creada por Facebook pactada para este domingo a las 15:00 horas.

"Todos somos parte de una sociedad que en el discurso rechaza la violencia, pero a la vez avala, financia y festeja tradiciones de extrema crueldad, donde la diversión es forzar al otro mediante golpes y agresiones continuas para intentar someterlo", añadía la publicación. 

El objetivo de la CAJU no es eliminar la Semana Criolla, sino que continúen los espectáculos, las danzas y los payadores sin que esto involucre a los animales.

Además se lanzó una petición en change.org que al momento contaba con 2100 firmas y que realiza un detalle del gasto municipal para auspiciar las jineteadas en la Semana Criolla. 

Finalmente leyeron una proclama en la que decían "Sí a la Fiesta Nacional, sí a los espectáculos libres de violencia. Financiemos eventos de calidad con un mensaje de respeto hacia el otro. ¡Uruguay sin jineteadas!"

Las protestas llegan cuatro días después de que se dio a conocer la muerte de un caballo cuando se cayó y sufrió un traumatismo con compresión medular a nivel cervical. 

El viernes siguiente al accidente se tomó la decisión, después de un siglo de tradición, de suspender la jineteadas, sin embargo la decisión no tuvo que ver con la muerte del caballo sino con las supersticiones de los participantes.

Un grupo de familias pidió por "vivienda propia"

Cuando transcurría una hora de protesta de las protectoras de animales, un grupo de familias se acercó a la zona de ingreso de la Rural del Prado para pedirle el gobierno que haga uso de las viviendas que están abandonadas en Montevideo y se las otorgue con planes económicos accesibles.

"Queremos que se reciclen para que las podamos ocupar", contó Jessica Giussi, vocera de este grupo que cuenta con 450 familias.

Los integrantes de esta organización argumentan que no pueden abrir una cuenta en el Banco Hipotecario del Uruguay (BHU) porque no les da el sueldo. Por eso, exigen condiciones más accesibles.

Este reclamo se realizó luego de la nota publicada en El País de que el número de hogares ocupados sin permiso a nivel nacional se duplicó en un año, de acuerdo a la Encuesta Continua de Hogares del Instituto Nacional de Estadística. Hoy son 15.000 viviendas ocupadas por intrusos (es el 1,3% de los hogares de todo el país).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)