TENDENCIAS

El voluntariado corporativo es más digital, global y se apoya en las ONG

El experto mundial e impulsor del concepto, Kenn Allen, explica cómo lo implementan grandes firmas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Allen. Experto afirmó que las ONG ayudan a organizar el voluntariado. (Foto: Ariel Colmegna)

No existe un manual sobre cuáles son las mejores prácticas, pero el voluntariado corporativo se ha expandido, se ha vuelto cada vez más profesional y ha adoptado nuevas modalidades.

Estas actividades, que consisten en la participación de empleador y empleado como voluntarios en diferentes ámbitos de la comunidad, se han tornado cada vez más globales, específicas y digitales, aseguró el especialista estadounidense Kenn Allen, uno de los precursores en esta temática.

El experto, que preside la consultora Civil Society Consulting Group y la International Association for Volunteer Effort fue el principal orador del primer Foro de Voluntariado Corporativo y Social organizado en Montevideo por Fundación Telefónica Movistar.

Allen dijo que la asociación de las empresas con ONG tiene mucha relevancia. «Esas alianzas se han convertido en un elemento esencial para el éxito del voluntariado corporativo, porque permiten que más empresas puedan sumarse. Éstas conocen a las comunidades, saben sus problemas, tienen expertise en sus soluciones y saben cómo llevarlas a cabo», resaltó.

El experto puso énfasis en que este consentimiento entre compañías y ONG permite ver realmente qué se necesita, qué puede dar la empresa o individuo y sobre todo «qué obtendrá cada uno». «Todas las personas tienen destrezas aplicables. Por ejemplo, UPS es especialista en logística y están preparados para trabajar en logística de desastre en cualquier parte. Además, cuando descubrieron que lo más valioso que tenían los choferes camiones con muchos años de experiencia, los motivaron a que enseñen a otros técnicas de conducción de estos vehículos», indicó.

La llegada de la tecnología también abre las puertas al voluntariado digital desde el propio hogar. Con una computadora, por ejemplo, se pueden realizar tareas para la Antártida, incluso algunas tan insólitas como contar pingüinos en fotos, dijo Allen.

Allen indicó que no hay que ser una gran empresa para incluir voluntariado: una compañía de arreglo y mantenimiento del hogar puede concurrir a casas de personas de bajos recursos a hacer reparaciones y dar el conocimiento necesario para que los usuarios puedan hacerlas solos.

Tampoco es necesario salir del lugar de trabajo para hacer voluntariado, añadió Allen. Como buena parte del trabajo de la cadena Marriot se hace en los hoteles y hay poca posibilidad de salir, se decidió organizar visitas de niños al hotel y realizar charlas en el lugar. «Otros incluso, en sus tiempos libres armaron paquetes de primeros auxilios para diferentes organismos», explicó Allen.

Redes de contacto.

Las propias empresas se benefician del voluntariado, pero no solo porque logran una mejor imagen hacia el exterior y una mayor retención de personal. También puede impactar en el negocio, explicó Allen.

Lo ejemplificó con la automotriz Ford, una empresa tradicionalmente vertical, que en su reestructuración cambió su plan de voluntariado. «Se generaron alianzas con ONG y se creó un solo proyecto, se definió cuántas personas se necesitaban y para qué. El resultado fue que el voluntariado provino de diferentes áreas, personas que nunca se habían visto antes. A partir de entonces siguieron en contacto y solucionaron problemas internos. Esto, junto a otras medidas, cambió la cultura de la compañía y se crearon nuevas redes de contacto», destacó Allen.

Motivación personal resulta esencial.

Motivar el voluntariado debe venir desde las máximas autoridades de las empresas, quienes deben trabajar a la par de cualquier otro colaborador, aclaró el experto Kenn Allen. Hay empresas que ofrecen horarios flexibles, dan las horas de trabajo para el voluntariado u ofrecen un viernes libre en caso de que la actividad se realize un sábado. «Pero el beneficio del trabajador es sentirse orgulloso de lo que hace, por eso incluso se habilita la participación de sus familias y sus hijos en las actividades», explicó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)