RR.HH.

El valor del «liderazgo auténtico»

Para movilizar el compromiso de los jóvenes, basta analizar a cuatro líderes que ellos legitiman.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Maison. Compara al Papa, Carlos Tévez, María Eugenia Vidal y Lali Espósito. (Foto: WOBI)

¿Qué tienen en común el Papa Francisco, Carlos Tévez, María Eugenia Vidal y Lali Espósito? A priori, la respuesta podría ser: ¡nada! Pero para el tema que me interesa: ¡mucho! En mi libro El trabajo en la posmodernidad tuve la oportunidad de desarrollar un concepto sobre liderazgo que no descubrí yo, pero que se ha ido extendiendo rápidamente en el mundo de las organizaciones y en la sociedad en general.

Si bien son muchas las características que los jóvenes de la «generación Y» demandan y valoran en los nuevos líderes, hay una que tiene que ver con la autenticidad. Valor central del llamado «liderazgo auténtico».

No es mi intención profundizar aquí en la descripción de ese concepto. Simplemente, me parece interesante reflexionar sobre los emergentes de este modelo que empiezan a tener cada vez más impacto en los jóvenes. Porque es notable que en los últimos tiempos esos nuevos líderes irrumpen en un país como Argentina, con comportamientos que sería difícil asociar a los del pasado. La velocidad y profundidad de esa irrupción es otro fenómeno sobre el que vale la pena reflexionar. Y las redes sociales juegan un rol central en ese proceso.

Sin intención de polemizar o discutir los cuatro nombres — el Papa Francisco, Carlos Tévez, María Eugenia Vidal y Lali Espósito—, obviando pasiones y discrepancias religiosas, políticas, artísticas o deportivas, lo que está fuera de discusión es su éxito en la legitimación que tienen de los más jóvenes. En todos ellos están presentes varias de las características del liderazgo auténtico:? Espontaneidad. Con- tacto personal y conexión emocional con la gente. Capacidad de escucha. Aceptación de errores propios, e incluso ser capaz de reírse de ellos. Escasa utilización de la autoridad mediando las relaciones. Humildad como cualidad de la época. Marketing y comunicación digital/redes sociales: el nuevo lenguaje de los jóvenes

Todos ellos han logrado conectarse de manera contundente con los jóvenes, desplazándose del tradicional lugar de personajes al de personas. Relevantes, talentosas, inteligentes, capaces, carismáticas, pero personas al fin.

Esa construcción, desde una perspectiva de mayor cercanía y conexión emocional con la gente, les hace ser percibidos como gente común que alcanzó metas, sin perder su esencia y exponiéndola sin temores ni deidades. Esa es, quizás, la clave para entender el nuevo liderazgo auténtico.

En mi libro hablo de la necesidad de transformar a los líderes de las organizaciones en personas, más que en personajes. Si nos mostramos como simples personas, con nuestras debilidades e imposibilidades, el valor de la jerarquía y del poder en los términos tradicionales se diluye rápidamente. Liderar desde esta nueva perspectiva ya no es una opción. Es la única manera eficaz de que los líderes logren que las cosas ocurran, sobre todo en un mundo en el que es fundamental, y cada vez más difícil, movilizar la voluntad, la energía y el compromiso de los jóvenes. WOBI

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)