PAUL SMITH, CEO DE CFA INSTITUTE: “SE NECESITAN PROFESIONALES BIEN FORMADOS”

La ética de las finanzas

Una reciente encuesta de CFA Institute encontró que la confianza en el sector financiero de los inversionistas se incrementó ligeramente del 2013 al 2015. Sin embargo, aún existe mucha preocupación con la ética, la transparencia y el desempeño de los gestores.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Paul Smith. Foto: El País

Así como en Uruguay, los inversionistas internacionales está ansiosos sobre los mercados capitales a nivel mundial y no consideran que las firmas están preparados para la próxima crisis financiera, que de acuerdo al 33% de los inversionistas creen que es muy probable que se de en los próximos 3 años.

El Instituto CFA es una asociación global de profesionales en inversión que ofrece certificaciones y designaciones como Analista Financiero Certificado (o Chartered Financial Analyst en inglés), y su CEO, Paul Smith, visitó Uruguay recientemente.

Según Smith, los resultados de la encuesta antes mencionada, si bien muestran que la confianza ha mejorado, todavía están muy lejos de ser considerados buenos. "De 10 sectores de actividad que nosotros medimos, en lugar de ser el peor, ahora somos el segundo empezando de abajo. Así que no se trata de una gran mejoría", apuntó.

"Y cuando se pregunta en términos generales, 55% de las personas dicen que tienen confianza en la industria de los servicios financieros y 45% dicen que no, y cuando se piensa eso, quiere decir que una de cada dos personas no tienen confianza en el sistema financiero, y para un negocio que se basa absolutamente en la confianza, ese porcentaje debería ser mucho más alto", reafirmó.

Smith entiende que desde el instituto CFA Institute, la principal contribución a la mejora de la solidez de la industria financiera que se hace es precisamente la certificación de los profesionales. "Quien trata con un profesional CFA, lo hace con alguien que está muy bien capacitado, y cuya ética en los negocios es la más alta de los mercados", señaló. El profesional insistió en que cuanto más personas certificadas CFA se pueda tener en la industria de servicios financieros, "más podremos reconstruir la confianza a lo largo del tiempo".

El hecho de que uno de cada dos inversionistas confíen en la industria responde "a una confianza dañada" durante la crisis pasada. "Somos parte de un sector financiero que incluye la banca de inversiones, la banca comercial y todas las opciones de esta industria que ha creado en gran parte todos los escándalos que se han dado en el mundo en los últimos años", recordó. "Nuestra reputación se ha dañado con la de todos los demás".

Ahora más que nunca la industria de inversiones tiene que adaptarse para enfrentar los cambios del entorno económico. El profesional opinó sobre los desafíos que impone el avance de la tecnología financiera, "que se desarrolla rápidamente, estableciendo una transformación de los modelos de negocios, y desafía mucho de los negocios tradicionales en la forma en que se realizan. Por lo tanto, se trata de un momento de transición", remarcó.

"Esencialmente la tecnología está haciendo que sea más fácil dirigir algunos tipos de carteras de inversiones y estandarizar algunos tipos de asesorías financieras —dijo—, por tanto se está haciendo más fácil producir en masa, por decirlo así, los productos de inversión. Al lado de esto, vienen los temas regulatorios, así como los temas del personal, es decir qué tipo de tareas estarán disponibles para la gente en el futuro, y además, la tecnología atrae a los mercados nuevos actores, por lo tanto, esos desafíos tienen una influencia sobre la forma en la cual se realizan los negocios", subrayó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)