NOMBRES DEL DOMINGO

Voces que se hacen oír

Un puñado de actrices se convirtieron en el símbolo del feminismo en una industria dominada por el machismo, como es aún Hollywood, y hablan sin tapujos de las condiciones que reclaman mejorar o eliminar.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Meryl Streep, Emma Watson, Patricia Arquette y Natalie Portman.

Son estrellas de Hollywood y se han convertido en íconos de la lucha por los derechos de género. Han utilizado los resquicios que les abren los grandes eventos, como entrega de premios o ruedas de prensa, para plantear reivindicaciones. Las actrices han tomado la delantera y llevaron el feminismo a las luces de la industria del cine. También lo hicieron algunos de los actores más célebres de la actualidad que se han declarado abiertamente feministas.

Natalie Portman, Emma Watson, Meryl Streep y Patricia Arquette son algunos de esos rostros en la cabeza de una larga lista de actrices que han levantado la voz.

Al recibir el Oscar a Mejor Actriz de Reparto en 2015 en la película Boyhood, Patricia Arquette se despachó claramente sobre la reivindicación salarial, una de las principales de la lista, en plena ceremonia. "A todas las mujeres que han dado a luz, que pagan sus impuestos y que son ciudadanas de esta nación, hemos luchado por los derechos de todos los demás. Ya es hora de que tengamos de una vez por todas el mismo salario y los mismos derechos (que los hombres)", se descargó Arquette.

La actriz considerada como referente, tanto por su pares como por los medios de comunicación, es sin duda Meryl Streep. En 2015 envió 535 cartas al Congreso de Estados Unidos llamando a defender los derechos de igualdad. "Una nueva generación de mujeres y jóvenes está hablando sobre la igualdad, la igualdad de salario, igualdad de derechos e igualdad en la protección de los abusos sexuales. Les escribo para pedirles que se levante por la igualdad, por vuestra madre, vuestra hija, vuestra hermana, vuestra esposa o por vosotras", expresaba la misiva en uno de sus pasajes medulares.

Natalie Portman volvió a pelear el Oscar en esta edición por su interpretación de Jackie Kennedy, un papel que se creyó del todo ajustado para una feminista reconocida. A menudo se ha caracterizado a la viuda de John Fitzgerald Kennedy como una "mujer dura", que desafió el tradicional papel de la primera dama recatada. "Poner a la mujer así no es feminista porque no le permite a la mujer ser un ser humano. Ninguna es así de dura", contraatacó de inmediato Portman. "Es una falacia en Hollywood decir que si una historia es feminista, entonces la mujer debe golpear, patear traseros y ganar. Eso no es feminista, eso es machista", argumentó la actriz estadounidense-israelí.

Una de las reivindicaciones que Portman ha puesto de manifiesto es la escasa presencia femenina que persiste hoy en las grandes producciones de Hollywood. "Cada año hay filmes dirigidos, escritos o producidos exclusivamente por hombres. Hay una minoría de voces femeninas por ahí", sostiene.

En un tema muy cercano, se ha hecho notar el papel que se les suele dar a las mujeres en las películas más taquilleras. En tal sentido, la actriz Halle Berry sostuvo: "Todas luchamos muy duro para encontrar buenos papeles", dijo hace poco.

Las reivindicaciones.

"A las mujeres les pagan un 21% menos que a los hombres. Me siento incómoda pidiendo más dinero. No quiero parecer todas esas palabras que solo se usan para mujeres, esas que no existen para hombres. Si no utilizo mi voz por las mujeres que no tienen voz, entonces ¿qué sentido tiene?", planteó hace poco la protagonista de Los Juegos del Hambre, Jennifer Lawrence.

La reivindicación de paridad salarial ocupa el primer lugar en la lista de reclamos, como es natural. Pero hay otros aspectos en los que las distintas voces han llamado la atención, tales como el aborto, el tratamiento del cuerpo luego de un embarazo, la posibilidad de amamantar en público y el reclamo de lugares de responsabilidad para las mujeres en la industria.

La actriz Emma Watson, que saltara a la fama por sus papeles en la saga de Harry Potter, se ha convertido en otro ícono mundial de la lucha por los derechos de género. Fue designada como embajadora de ONU Mujeres, con la misión de llevar el mensaje de defensa de los derechos a todo el mundo.

"El feminismo no es algo para convencerte de que la igualdad de géneros es una cosa a lo que apuntarse porque puedes sacar algo de ello, o para tu hermana o para tu madre. La pregunta es: ¿Por qué es bueno para toda la Humanidad?" , sostiene Watson.

La actriz ha sentado bases en la definición del feminismo y ha puesto en discusión tópicos siempre polémicos. Lo ha hecho incluso sin palabras, tan solo con su imagen como cuando posó para la portada de Vanity Fair con una prenda que dejaba ver buena parte de sus senos. "No veo qué tienen que ver mis tetas con el feminismo", lanzó Watson cuando se la empezó a cuestionar por las imágenes.

"El feminismo no está aquí para imponer nada a nadie. No es prescriptivo, no es dogmático. Lo único que queremos es darte una opción", contestó, por otra parte, cuando le preguntaron acerca de qué opinaba de una mujer que dejaba de trabajar para dedicarse de lleno a sus hijos y pasar a depender económicamente de su pareja.

Sarah Jessica Parker, Jennifer Aniston, Jessica Chastain, Juliette Binoche y Reese Witherspoon son algunos de los nombres que completan la nómina de actrices y directoras de cine que han dado un paso al frente para plantear reivindicaciones de género en un medio de predominancia masculina.

Su actitud revela que no hay ámbito donde no se deba dar la lucha por la igualdad de derechos y trato. Pero las voces comienzan a llegar de todas partes.

Los actores se suman al feminismo

Muchos de los primeros actores de Hollywood se han declarado abiertamente feministas. Tal es el caso, por ejemplo, de Ryan Gosling, protagonista de La La Land, quien ha dicho que "querer controlar la forma en que una mujer expone su sexualidad es misoginia". La lista se completa con figuras de la talla de Daniel Craig, Jon Hamm, Mark Ruffalo, Patric Stewart, Matt Damon, Ashton Kutcher y Ben Stiller.

LAS MUJERES DE LETRAS DAN LA PELEA

Margaret Atwood

"Seguimos pensando en un hombre poderoso como en un líder nato y en una mujer poderosa como en una anomalía", sostiene Margaret Atwood, la escritora canadiense considerada creadora de la ciencia ficción feminista.

Mary Shelley

"No les deseo (a las mujeres) que tengan poder sobre los hombres, sino sobre sí mismas", dijo Mary Shelley (1759-1797), la creadora de Frankenstein, o el moderno Prometeo, considerada como fundadora de la ciencia ficción.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)