NOMBRES DEL DOMINGO

Lali Espósito entre brillos y canciones

Actuó por primera vez a los 10 años. Hoy es una de las ídolas teen del momento. Grabó dos discos y ahora recorre escenarios argentinos e internacionales con su música.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Creció de la mano de Cris Morena y ahora hace su propio camino musical

Hace falta solo un segundo después de que suba una foto a Instagram o Twitter para que sus posteos se transformen en una catarata de comentarios. "Mi reina. Polonia te ama Lali. Siempre a tu lado" (Jaz). "Gracias por hacerme fuerte cada día. Te amo y te amaré siempre" (Dani). "Sos lo más lindo que tengo en mi vida. Nunca nos abandones, reina. Te amo" (Maca). El 12 de abril subió un video a Instagram, que filmó desde la ventana de un hotel en Tel Aviv y enloqueció a sus seguidores. Desde allí se veía a un grupo de fanáticas que cantaban sus canciones en un español improvisado y gritaban entre lágrimas cuando ella les hablaba.

Lali Espósito (25) se encuentra en el medio de Soy Tour, la gira internacional de su último disco, Soy, que la llevó a España —Barcelona y Madrid—, a Italia — Roma y Milán — y a Israel. Antes, la joven argentina había sido una de las estrellas del Festival de Viña del Mar, en Chile. Ahora, se prepara para recorrer distintos teatros del interior de su país durante todo mayo.

No hay dudas de que Mariana, Lali, Espósito es hoy un fenómeno de la música que trasciende las fronteras argentinas y tiene un público apasionado, especialmente niños y adolescentes —aunque hay excepciones,— que la espera y la recibe eufórico en cada lugar en el que se presente.

Aunque su carrera como solista empezó sobre finales de 2013, con la producción de su primer disco, A bailar, Lali tiene una trayectoria que avala y explica su presente y que empezó cuando tenía 10 años.

En 2003 llegó al mundo Cris Morena, casi sin quererlo o por error. Se escapó de su casa, en la localidad de Banfield, en Buenos Aires, con su hermano, Patricio, para un casting. Pero, como si supiera que en la puerta de al lado estaba su destino, se equivocó de lugar. "Nos confundimos y en lugar de ir a la dirección que teníamos anotada fuimos a otra que estaba a dos cuadras. A la semana, cuando me llamaron diciendo que había quedado me enteré que era un casting de Cris Morena para Rincón de luz". Así, involuntariamente y por error, audicionó para una tira infantil que sería protagonizada por Guido Kaczka y Soledad Pastorutti, y en la que Lali interpretaría a Malena, una niña huérfana que llegaría al hogar Rincón de Luz escapando de su tía.

Un año después y hasta 2005 sería parte del elenco de Floricienta, también bajo la dirección de Cris Morena, que ya la había adoptado como una de "sus chicas" y no la abandonaría sino hasta cuando Lali quisiera "volar", como dijo alguna vez la directora.

En 2006 interpretó a Agus en una versión renovada de Chiquititas, uno de los clásicos infantiles de la misma productora argentina. Pero un año después llegaría la tira adolescente que la llevaría al éxito y que es la responsable de muchos de los seguidores que tiene actualmente: Casi Ángeles. Allí encarnó a Mar, una adolescente rebelde — huérfana, al igual que sus papeles en las tiras anteriores— que vive en una fundación para niños de la calle y que es obligada a robar y a trabajar por los dueños del hogar. Su personaje en Casi Ángeles tenía un romance con Thiago, interpretado por Peter Lanzani, quien sería su pareja en la vida real y con quien formaría parte de los Teen Angels, la banda de la novela que fue furor entre los adolescentes hasta 2010, último año en que se emitió la tira. Con Teen Angeles, grabaron seis discos y recorrieron varios teatros del mundo.

Con el fin de Casi Ángeles se terminaron los Teen Angels y con ellos se terminaría la "niña Cris Morena": "Los Teen marcaron el cierre de un gran ciclo porque yo trabajaba con Cris desde que tenía diez años", dijo. A partir de entonces, empezó otro capítulo en la carrera de la actriz y cantante.

En 2011 fue parte del elenco de Cuando me sonríes, novela de Tomás Yankelevich. Dos años después protagonizaría Solamente vos, novela de la productora Pol-ka. En 2015, también con la misma productora, llegaría otro de los papeles que la pusieron en el centro de la escena: se transformó en la protagonista de la novela Esperanza Mía. Allí interpretaba a Julia, una joven que se hacía pasar por novicia y vivía una historia de amor con Tomás, un cura que abandona los hábitos.

Entre novicias, curas y esperanzas, Lali tuvo un polémico romance con su compañero de elenco, Mariano Martínez, que la llevó a estar en boca de los medios, especialmente por su abrupta separación.

Después de generar que varias niñas compraran disfraces de novicias y se enamoraran de la historia entre Esperanza y Tomás, la argentina decidió dedicarse de lleno a su música y sus seguidores se volvieron más fervorosos que nunca. Dejando de lado la imagen de actriz teen, Lali apostó a crear una imagen desvinculada de toda inocencia, que se acerca más a Beyonce que a Cris Morena: "Hay un público muy variado y para mí es un desafío. Pero naturalmente tengo un público que espera un lado adulto porque se está convirtiendo en adulto también". Así, entre brillos y looks extrovertidos, recorre escenarios con su música y sus coreografías, aspecto destacado de sus shows.

Y sobre eso, sobre su música y su danza, o sobre su arte, la argentina dijo: "Yo sé que trabajo para generar emoción y para que haya un público del otro lado que lo reciba, y le pongo el alma y el corazón; es a lo que me dedico".

De esta forma, Lali ha conquistado el corazón de muchos niños y jóvenes que la siguen desde que fue Malena en Rincón de Luz, que han crecido con ella y que constantemente se lo recuerdan: "Gracias por hacerme feliz, Lali, te amo", le dijeron en Instagram.

Las tablas y la gran pantalla.

Si hay algo que caracteriza a las producciones de Cris Morena es que todas son llevadas al teatro en forma de musical. Así, Lali pisó por primera vez un escenario con 10 años, en el show de Rincón de Luz, que se hacía en el teatro Gran Rex. En eso, la artista reconoce a Cris Morena como su mentora. En cine, entre otras, en 2016 protagonizó junto a Martín Piroyansky la película Permitidos, comedia del director argentino Ariel Winograd, en la que interpreta a Camila, que vive una historia de amor con un famoso.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)