último rosa montero

Mujeres de hombres despiadados

La tragedia de compartir el lecho con megalómanos, sobre todo si son dictadores.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Rosa Montero

DICTADORAS. LAS MUJERES DE LOS HOMBRES MÁS DESPIADADOS DE LA HISTORIA, de Rosa Montero. Sudamericana, 2013. Buenos Aires, 220 págs. Distribuye Penguin Random House.

UNO DE los aspectos más fascinantes y casi siempre inexplicable de las biografías de personalidades célebres es la articulación de la esfera pública con la vida íntima. Testimonios, cartas privadas, confesiones, interpretaciones póstumas de palabras y gestos, siempre resultarán insuficientes para explicar las formas del afecto, las "razones" de los vínculos amorosos, el origen de la seducción y, por sobre todo, de las fidelidades más perversas. Rosa Montero (Madrid, 1951) es autora prolífica de novelas (Crónica del desamor, 1979; Te trataré como a una reina, 1983; Bella y oscura, 1993; La hija del caníbal, 1997; La loca de la casa, 2003, entre otras), cuentos y relatos para niños. Es además periodista desde hace casi cuarenta años y ha tenido una previa incursión en estas zonas de la intimidad en su libro Pasiones (1999), enfocado a presentar los brillos y miserias de algunas famosas parejas de la historia. También en la ficción se ocupó de escudriñar los entresijos del amor en Amantes y enemigos. Cuentos de parejas (1998).

Dictadoras se ocupa de las vidas de las mujeres que rodearon a Stalin, Hitler, Mussolini y Franco: sus madres, esposas, amantes e hijas, así como de sus formas de relacionarse con estos feroces dictadores, las mutuas dependencias y necesidades que los vínculos ponen de manifiesto, y la fragilidad que se esconde detrás de todo megalómano. El libro es el resultado de un ciclo televisivo ideado por el productor argentino Eliseo Álvarez, para el que Montero participó en la elección de contenidos, en distintas etapas de la elaboración de los guiones y en la conducción de los programas emitidos por TN en 2013. A pesar de sus protestas en las redes sociales aclarando que aportó apenas un diez por ciento del contenido del libro, Montero figura como autora. Solo en el prólogo, que lleva su firma, asume la primera persona. El resto del volumen amalgama fragmentos de entrevistas a especialistas, familiares y otros sobrevivientes que fueron cercanos a los dictadores, datos e interpretaciones de investigadores, informaciones y valoraciones de la historia europea del siglo XX, en un estilo impersonal característico de ese tipo de programas televisivos.

Todo el material vale la pena e invita a las permanentes comparaciones y a reflexiones sobre la desmesura e irracionalidad a que pueden arrastrar las fuertes personalidades narcisistas que necesitan afirmarse en la sumisión incondicional, ya sea por medio de la admiración, el sacrificio, o la confirmación especular de sus aspiraciones y deseos. Los vínculos de los dictadores con sus mujeres revelan, entre otras cosas, que muchas veces el abuso de poder es una forma de revancha de humillaciones antiguas o primarias y advierten acerca de peligros más generalizables, para individuos y sociedades, mostrando que la necesidad de dominio necesita otro u otros que confirmen de forma permanente esa sobreestimación.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)